91 469 14 43 info@limpiezasgarro.es

Todos deseamos vivir en un hogar limpio, donde todo esté en su lugar y las cosas se encuentren bien conservadas. La limpieza de portales es la tarea más recurrente en una comunidad. El objetivo de hoy es comprender que esta actividad debe ser hecha con conciencia y programación para conseguir los mejores resultados y ahorrar dinero.

En cada comunidad se presentan características únicas, las más comunes son: escaleras, pasillos, ascensores, cuartos de basura, cuarto de contadores, buzones, mesas, sofás, plantas, luminarias y muchos más. Adicionalmente podemos conseguir distintos materiales como el acero, mármol, granito, azulejos, cristales, espejos, tela, metales y otros. Todo esto conlleva a una planificación para optimizar la limpieza de portales y conseguir un mejor resultado.

Distintas zonas y frecuencias en las que debe hacer la limpieza de portales

Una de las cosas que ayuda a tener siempre la vivienda limpia es esquematizar la frecuencia en la que deben ser limpiadas las distintas áreas. Vas a conseguir que existen zonas con diferentes usos que por su susceptibilidad deberás atender más frecuentemente. Otras zonas con requerimientos especiales que necesitan de productos y materiales específicos. Si tienes todo programado, podrás conseguir mejores resultados a un precio más bajo.

Hay zonas que requieren una atención esmerada y frecuente, otras donde no hay una necesidad tan alta de estar sobre ella. El gran factor a considerar siempre es el nivel de suciedad y por lo general va de la mano de la frecuencia con la que se usan los diversos espacios.

Zonas de alta frecuencia

Las áreas más propensas a ensuciarse son aquellas donde hay mayor uso. Las escaleras, los rellanos, los ascensores, cuartos de basura y portal son los más usados. Como vemos el deposito de desperdicios es muy delicado, se debe limpiar, pero además de eso desinfectar con agentes químicos que puedan matar cualquier bacteria u olores indeseados por proceso de descomposición. El resto de las áreas pueden acumular sucio con facilidad, pero con emplear productos enfocados a la limpieza ya estará cubierto.

Zonas de frecuencia de tres o cuatro días

Entre los elementos que podemos encontrar en la limpieza de portales vamos a conseguir algunos que no necesitan ser limpiados tan frecuentemente. Por ejemplo, el caso de los cristales, estos no necesitan ser atendidos tan intensamente como las otras zonas que antes mencionamos. Lo ideal es tener un liquido adecuado de limpiacristales para hacer un gran trabajo.

Zonas de atención de una vez por semana

En este rango podemos colocar las plantas ornamentales que se usen para la decoración, las luminarias y otros accesorios que no sean tan propensos a ser ensuciados. Todas las medidas que se tomen para mantener todo lo que hay en la comunidad en buen estado va a darle mayor vistosidad al panorama en general.

La limpieza de portales es un plan que debe ser planificado para que su aplicación mantenga el valor del inmueble y lo haga más atractivo de cara a la convivencia, un posible alquiler o venta.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies